Luna
26 años, mujer cisgénero lesbiana

Alto Selva Alegre

 
 
 

"Mi hermano me decía machona por jugar futbol. Mi mamá me decía que no sea visible, es decir ocultar quien soy frente a los vecinos, por ejemplo. Me han agredido psicológicamente, me decían que es pecado, y en mi trabajo he escuchado lo que dicen de esas personas (LGTB). No me da ganas de decir quien soy por temor y desconfianza“.