PANTANO

Plataforma transfeminista para el desarrollo de creatividades radicales

 

Uno de los efectos menos evidentes de la violencia que afecta a mujeres y personas LGBTIQ en el Perú es el despojo de nuestra fuerza creativa. Desde niñxs, nos queda prohibido crear nuestra identidad, nuestra cuerpa y nuestras decisiones para ser obligadxs a reproducir los patrones y conductas de la sociedad heteronormada. La maquinaria productora de deseos y valores patriarcales domina invisible a la mirada de la mayoría, fabricando subjetividades misóginas, acosadores, violadores, feminicidas y matacabros como quien dice “2+2=4” o “Dios es nuestro padre todopoderoso”. Dado su acceso a la hegemonía, la cultura patriarcal es diseminada a través del sistema escolar, con el respaldo de autoridades y en los principales medios de comunicación, sin que queden muchas oportunidades de que otras historias sean contadas. A pesar de la opresión flagrante, la sociedad y los gobiernos aún dudan en reconocerla, y la idea de una “violencia de género”, tal y como sigue siendo pensada, apenas se traduce en una consigna a favor de la igualdad entre hombres y mujeres, en un deseo por lograr un país más tolerante e inclusivo, pero no por eso menos machista en su esencia.


 
 
 
 
marchaxlavida.JPG
 
collagepantano1.jpg
 
 

¿Qué caracteriza a una acción transfeminista* en un contexto como este? Para No Tengo Miedo, desactivar el patriarcado no pasa por hacer más tolerables los síntomas naturalizados de la domesticación. Asumir el rumbo de una disidencia implica un abandono consciente de la zona de comodidad en que nos tiene enjauladxs el sistema: presas de la belleza y de la salud; presas del desarrollo y la modernidad, presas de la identidad. No estamos hablando de limitaciones que pueden ser superadas con el acceso a ciertos privilegios y recursos, sino de estructuras como el género, la raza y la clase, cuya legitimidad y poder de sometimiento radica precisamente en que quien decide transgredirlos coloca sobre sí un destino de estigmatización, patologización y exclusión. ¿Quién querría esta muerte sino alguien que se ha vuelto loca?


 
 
 

Realizar una acción transfeminista es entonces una disidencia cuyo objetivo es desactivar los límites a los que nos ha confinado la cultura patriarcal. El carácter creativo de este esfuerzo, no obstante, nunca será representado como tal por la sociedad cisheteronormada. Por el contrario, las disidencias transfeministas siguen siendo pensadas como parte de un programa nocivo, cuyo objetivo es acabar con la familia y destruir la moral para imponer el caos y la muerte. Resulta claro que, en un país como el Perú, lxs feministas somos lxs nuevxs terroristas.


 
 
panti2.JPG
panti1.JPG
panti3.JPG
 

Despojadxs de nuestra creatividad, no contaron con que aprenderíamos a robárnosla. En medio de la violencia y la persecución, lxs feministas nos organizamos para resistir y enseñarnos lxs unxs a lxs otrxs las herramientas necesarias para seguir bregando en pos de nuestras utopías. Se trata de saberes y prácticas que han caído en el desprestigio ya sea por su asociación con lo femenino o porque constituyen vías hacia nuevas disidencias. Si bien existen referencias y espacios en donde es posible conocer estas experiencias, no se encuentran lo suficientemente accesibles como para representar una verdadera alternativa a la hegemonía patriarcal. Es frente a esta necesidad que No Tengo Miedo decide iniciar un proyecto como Pantano.

collagepantano2.jpg
 
 
panta2.JPG
 
panta4.JPG
 
 
pantano1.jpg
 
 
 

Pantano es la plataforma gestionada por No Tengo Miedo para el desarrollo de  aprendizajes en temas y creatividades radicales. Como parte de nuestra acción transfeminista, buscamos contrarrestar la hegemonía de la cultura patriarcal, creando oportunidades de liberación a través del arte y la investigación. Con este proyecto, lanzamos nuestra primera programa de talleres dirigidos a mujeres, personas trans y de género no binario, así como a todas las identidades disidentes de la normatividad cisheterosexual.

 
 
 
presentacion1 (2).jpg
presentacion2 (1).jpg
 
 

Reivindicamos la imagen del pantano debido a su simbolismo dentro de la tradición astrológica, donde queda representado por el octavo signo, Escorpio. Los tres signos zodiacales que representan al agua —el caldo vital— encarnan arquetipos ligados a la maternidad, el deseo y la muerte. Mientras que la ley del río (Cáncer) es la circulación y la del mar (Piscis) es la indiferenciación, el pantano (Escorpio) equivale al estancamiento. Extraída de su flujo, la función alimentadora del río entra en crisis cuando se ve absorbida por la fuerza del pantano. Ahí el agua se intoxica con el veneno del alacrán y se origina un proceso que refleja fases vitales relacionadas a las enfermedades, las infecciones y las heces, por un lado, pero también al lado oculto de estas realidades “decadentes”: antídotos, medicinas, renacimiento, deseo, la sexualidad y los instintos, así como todas las formas en que la vida está tejida con la muerte como el arriba con el abajo y el espacio con el tiempo.


 

Reivindicar el pantano significa celebrar el filo de una creatividad en constante relación con las crisis que la violencia patriarcal genera en nuestras comunidades. La imagen de su fuerza tóxica oculta una vitalidad insospechada que pudre la vida para renacerla dotada de una profundidad que solo la muerte puede proporcionar. Al elegir identificarnos como disidentes, experimentamos la muerte de nuestra identidad impostada y funcional al patriarcado para renacer en una corporalidad que, aunque representada como abyecta, esconde en su conciencia la profundidad de un análisis radical de su propia historia de opresión. Frente a la depredación de las cuerpas cosificadas para el sostenimiento del bienestar del hombre blanco heterosexual habitante de ciudades, lxs feministas nos organizamos para resistir y crear en medio del clima de persecución a que nos somete la cultura patriarcal. Por ello, convocamos a todxs lxs creativxs, docentes, activistas, artistas, brujxs y disidentes a sumergirse en el Pantano y crear este espacio que servirá para brindar a la comunidad una alternativa de de-formación educativa frente al adoctrinamiento misógino y racista que es el sistema escolar gestionado por el estado.


 
 
pantano4.jpg
 

NOTAS:

* En un sentido amplio, una práctica transfeminista busca acabar con la opresión patriarcal, poniendo énfasis en visibilizar la función del binario de género en la reproducción de la violencia que afecta a las personas transgénero. El criterio genitalista con que se asigna un género “masculino” o “femenino” a una persona recién nacida es una de las primeras violencias de género que sufrimos todas las personas en sociedades regidas por un imaginario y una ciencia médica patriarcal. En este sentido, el carácter obligatorio del género binario asignado al nacer no solo impide el desarrollo de una identidad al margen de imposiciones machistas, sino que somete a muchas personas a una socialización indeseada en función a un género con el que no nos sentimos identificadxs y desde el cual debemos luego transicionar bajo el estigma y la violencia que esta decisión implica.

 
 
 

CONVOCATORIA

No Tengo Miedo convoca a todas las personas y/o organizaciones que trabajen en diálogo con prácticas transfeministas, descoloniales, antirracistas, entre otros enfoques críticos, a enviar propuestas de talleres con el fin de diseñar un programa de aprendizajes en temas y creatividades radicales dirigido a mujeres, personas LGBTIQ e identidades disidentes de la normativa cisheterosexual. Ya que deseamos generar espacios feministas seguros y placenteros, TRABAJAREMOS EXCLUSIVAMENTE CON PERSONAS CUYA RELACIÓN Y COMPROMISO CON LAS COMUNIDADES OPRIMIDAS POR EL PATRIARCADO SEA RECONOCIDA Y AUTÉNTICA.


 

INFORMACIÓN IMPORTANTE PARA EL ENVÍO DE PROPUESTAS DE TALLER

Con Pantano buscamos consolidar nuestros vínculos con las comunidades afectadas por la violencia patriarcal, pero también que el trabajo que realizamos las personas transfeministas y LGBTIQ sea valorado y reconocido por las comunidades y así dispongamos de un acceso más justo a los recursos básicos en una ciudad altamente monetarizada como Lima. Al ser parte de la estrategia de autogestión de No Tengo Miedo, pedimos a todxs lxs interesadxs en formar parte de nuestra programa de talleres a tener en cuenta lo siguiente:

  • Cada taller deberá desarrollarse a lo largo de 4 o 5 sesiones, de 2 o 3 horas cada una.

  • De preferencia, las sesiones deberán ser facilitadas semanalmente, de modo que cada taller iniciará y finalizará en el lapso de un mes, aproximadamente.

  • El acceso a los talleres para el público en general será a condición de un pago correspondiente al monto establecido como costo total del taller. El acceso a los talleres mediante pagos parciales estará exclusivamente dirigido para personas que no puedan pagar la totalidad del costo, pero cuya presencia y participación en el taller nos parezca necesaria o importante.

  • El costo de cada taller no deberá exceder los 100 nuevos soles. Creemos que este es un monto relativamente accesible en relación al servicio ofrecido y que permitirá a cada tallerista obtener una retribución por su trabajo. En casi todos los casos, esta retribución corresponderá al 85% del total de ingresos generados por pagos de inscripción. El 15% restante servirá para financiar el sostenimiento del local de No Tengo Miedo.

  • Cada taller admitirá alumnxs becadxs una vez que la convocatoria haya logrado un número básico de inscripciones pagadas.

Cada propuesta de taller debe contemplar los siguientes ítems:

  • Nombre del taller

  • Descripción detallada del taller: qué conocimiento/habilidad va a ser desarrollada, metodología y objetivo

  • Descripción simple del taller: resumen del ítem anterior que será usado en la difusión del taller (redes sociales)

  • Breve descripción de lx tallerista

  • Referencias del trabajo desarrollado por lx tallerista (enlaces a videos, fotos, publicaciones, blogs, etc.)

¿A qué se compromete No Tengo Miedo?

  • Brindar el espacio de nuestro local en óptimas condiciones y con acceso a todos los servicios necesario (agua, luz, internet, etc).

  • Durante el dictado de los talleres, siempre habrá una persona de la colectiva en el espacio para solucionar cualquier problema o necesidad que surja.

  • Crear los contenidos necesarios para la difusión de cada taller (previa recepción de los ítems solicitados)

¿Qué necesitamos de lxs talleristas?

Además del diseño y envío de ítems requeridos para la difusión de los talleres, cada tallerista deberá:

  • Garantizar un espacio seguro desde una ética de cuidado en donde lxs participantes se encuentren cómodxs y a gusto

  • Puntualidad

  • Mantener una comunicación constante con la coordinación del proyecto a fin de evitar problemas que afecten el desarrollo de los talleres

 
 

SÉ PARTE DEL PANTANO
ENVÍA TU PROPUESTA DE TALLER AQUÍ

pantano3.jpg
 
 

Gracias por interesarte en nuestro proyecto!
Si enviaste una propuesta de taller, espera que la revisemos por favor. Cuando estemos listxs, nos pondremos en contacto contigo o tu organización para gestionar su realización.